MENÚ

Boletín Corporativo 23 de julio 2019



Acreencias con facilidades de pago convenidas antes del inicio del proceso de reorganización empresarial

La Superintendencia de Sociedades, en Oficio 220-059260 reiteró que existe la preferencia de ciertos acreedores en un proceso de reorganización empresarial. 

Desde la presentación de la solicitud de admisión al proceso de reorganización empresarial, hasta que se expida el auto de inicio respectivo, se restringe la capacidad dispositiva del deudor, quien requiere autorización judicial para el pago de sus obligaciones, excepto cuando se trata de: (i) las propias del giro ordinario de los negocios; (ii) las retenciones de carácter obligatorio a favor de autoridades fiscales; (iii) los descuentos efectuados a los trabajadores; (iv) los aportes al sistema de seguridad social; y (v) los pasivos pensionales con facilidades de pago pactadas con anterioridad.

Ver Artículo





Control interno en una sociedad anónima de economía mixta con capital público inferior al 90%.

La Superintendencia de Sociedades, en Oficio 220-059645 se refirió al control interno en una sociedad anónima de economía mixta con capital público inferior al 90%

Las sociedades de economía mixta con capital público inferior al 90% son comerciantes que desarrollan una actividad industrial o mercantil en igualdad de condiciones con los particulares.

 En la norma que autorizó su creación y en sus estatutos deben establecerse los órganos de administración y las funciones de estos bajo los lineamientos generales del Código de Comercio. 

Además, tienen un régimen jurídico de derecho privado para el desarrollo de todas sus actividades, y no les son aplicables las disposiciones de la Ley 87 de 1993 que regula el ejercicio del control interno en las entidades y organismos del Estado.  

Ver Artículo





Proceso de insolvencia en fondos de capital privado

La Superintendencia de Sociedades, en Oficio 220-059754 reiteró que los fondos de capital privado tienen su propio régimen de insolvencia y por ende no es competencia de la SuperSociedades conocer y liquidar dichos fondos. 

No resulta procedente la aplicación del régimen de insolvencia previsto por la Ley 1116 de 2006, a los fondos de capital privado, en razón a que tienen su propio régimen de constitución y liquidación. 

Hay que tener consideración que la Ley 1116 de 2006, adopta un criterio residual en el sentido que sólo las personas jurídicas que no tengan establecido un régimen especial de liquidación pueden acceder a los mecanismos establecidos en la citada norma.

Ver Artículo



Ver todas las publicaciones